Inicio>blog>Navegante>El metaverso de Silicon Valley absorberá la realidad en el mundo virtual y condenará al ostracismo a los que no estén conectados

El metaverso de Silicon Valley absorberá la realidad en el mundo virtual y condenará al ostracismo a los que no estén conectados

«El metaverso se ha promocionado como un lugar futurista en el que todos —sentados en nuestros salones con gafas atadas a nuestras cabezas— podemos interactuar, comprar cosas, tener citas y mucho más en un mundo virtual.

Pero, ¿y si, además de ser un lugar, el metaverso también representa algo más: un punto de la historia a partir del cual vivimos más en el mundo digital que en el físico?

Se trata de una teoría muy extendida entre la comunidad de la realidad aumentada, incluido Louis Rosenberg, veterano tecnólogo con 30 años de experiencia en el desarrollo de la realidad aumentada y CEO de Unanimous AI.

«Dejando a un lado la denominación (es decir, cómo se llama realmente este punto de transición), estoy absolutamente seguro de que este momento llegará«, afirma Rosenberg a Business Insider.  «Y no será bueno para la humanidad».



Aunque tanto la realidad virtual como la realidad aumentada son aspectos clave de la estructura del metaverso, son las gafas de realidad aumentada las que se convertirán en omnipresentes dentro de 10 años, sustituyendo al teléfono móvil como nuestro principal medio de interacción con el contenido digital, asegura.

Ese será el momento en que las líneas entre el mundo real y el digital se difuminarán más que nunca.

«Una vez que se presente un objeto virtual que sea indistinguible de uno físico, ése será el último paso», señala Rosenberg.

El miedo a quedarse fuera impulsará a la gente a entrar al mundo virtual

Ya hemos vivido momentos como éste, explica Rosenberg, que recuerda por ejemplo cómo la imprenta revolucionó la forma de compartir información o cómo el teléfono cambio la manera de comunicarnos a distancia.

«Ya utilizamos nuestros teléfonos más veces de las que hablamos con nuestra pareja», subraya a Business Insider Vipp Jaswal, CEO de Interpersonal Intelligence Advisory, una consultora que estudia el comportamiento humano en plataformas reales y digitales.

El metaverso también dará paso a un nuevo tipo de tecnología, que será necesaria para operar en la sociedad. Saldremos, trabajaremos, viviremos, compraremos y venderemos cosas, y jugaremos virtualmente, sostiene Rosenberg.

«Irás a la tienda y no podrás ver los precios de las cosas» si no tienes gafas de realidad aumentada, asegura Rosenberg.

Shaan Puri, fundador de la startup Stealth y antiguo Twitch se preguntaba recientemente en Twitter si el metaverso en sí es el punto del tiempo y el nombre que recibirá el momento de transición en el que el paisaje virtual se vuelva más «real» que el mundo natural.

También compara ese momento con la teoría de la singularidad que existe en el mundo de la inteligencia artificial, que postula que podría llegar el momento en que la IA sea más inteligente que los humanos.

Pero Rosenberg afirma que el metaverso no es el nombre que se aplica a ese momento. Más bien lo marca, ya que es una etapa evolutiva en la que nosotros, como especie, buscaremos la socialización en esta próxima iteración de internet.

Con esa realidad viene lo que hemos estado discutiendo durante meses: que los problemas de las redes sociales se amplificarán en este mundo virtual futurista. La polarización, la división y la desinformación se multiplicarán por diez, y el metaverso fracturará la realidad, según han explicado previamente varios expertos a Business Insider.

Los expertos coinciden en que nuestro empuje colectivo hacia el metaverso es preocupante por esa razón, al igual que la dependencia que tendremos de un paisaje tan falso.

«Estar en este metaverso será una parte más importante de nuestras vidas que estar en el mundo exterior», señala Rosenberg. «Y hay todo tipo de cosas que son aterradoras al respecto».

Katie CanalesBusiness Insider

Deja una respuesta